Maxsym 400i: En el punto Medio. Prueba a Fondo

Escrito por Tomás Pérez el .

Índice del artículo

Un maxiscooter monocilíndrico de 400 se sitúa en el punto medio del amplísimo espectro que se abre hoy día en el mundo del scooter. Un modelo con el la estabilidad, el apoyo en curva y la frenada de otros muchos más potentes y también más grandes (Sigue Leyendo).

maxim 400iCopia de maxim 400iMONTAÑA Cieza

 

Ubicación en el segmento del Scooter

Las necesidades laborales han ido cambiando con los tiempos, y las formas de vida con sus nuevos tipos de vivienda y de barriada donde desarrollarlas han ido aumentando la distancia hasta el trabajo con el crecimiento de las propias ciudades. Este crecimiento ha tenido también su repercusión en el tamaño y prestaciones de los scooters, extendiendo el segmento hasta cotas que resultaban impensables hace apenas tres décadas Del ámbito estrictamente urbano en el que nació el scooter como concepto para todas las marcas de motos, o incluso de coches, una vez dejado atrás el romántico fenómeno de la Vespa, se pasó a cubrir las necesidades que marcaban unos recorridos por las circunvalaciones cada vez más frecuentes, con los que el scooter creció y creció para que finalmente vieran la luz los primeros maxiscooters.
Más adelante, los desplazamientos continuaron aumentando su distancia para abarcar las autovías y las carreteras que cubren una provincia, o incluso que traspasan a otra. Así nacieron los megascooters, con motores descomunales y prestaciones estratosféricas.
Bien. Para empezar a hablar de esta Maxsym 400i, que hemos traído como primera prueba a este nuevo foro Sym, pienso que lo primero que debemos hacer es ubicarla dentro del amplio espectro que en la actualidad cubre el segmento del scooter. Para este caso no puede ser más sencillo, y nos bastará con una simple división por dos para situar al Maxsym 400i. Me explico brevemente:
Si el más grande de los megascooters en la actualidad es un 800 u 850 bicilíndrico, resulta que este Maxsym es un 400 de un solo cilindro, así es que, sencillamente, queda centrado en el punto medio del mundo scooter.
Por tanto podemos decir que el Maxsym 400i es un maxiscooter medio.

maxim 400iTomás Maxsym 400i

Probador: Tomás Pérez

Ficha Técnica: Altura 1,91m Peso: 105 kilos Edad: 55

Nivel: Subcampeón 2012 categoría Twin del Campeonato Mac90. Cuarto y 2º clasificado en las ediciones de 1979 y 1980, respectivamente, de las 6 Horas Internacionales Vespa de Barcelona.

 

Espacios abiertos

Al sentarme en el Maxsym, percibo cómo la plaza prevista para el conductor es sobradamente espaciosa, siempre que su estatura esté por debajo digamos del 1,85. Si es más alto, como el que subscribe este reportaje, sus rodillas irán apoyadas sobre el interior del escudo cuando lleve los pies colocados sobre las plataformas horizontales, y algo más despegadas cuando pise sobre las oblicuas que dan una postura de aire custom a la conducción.
En cuanto a la plaza trasera, es tan generosa y extensa que se puede hacer un viaje largo manteniendo esa distancia que marca el orgullo tras una discusión de pareja. Además cuenta con el apoyo de un coqueto respaldo pintado a juego con el resto del scooter.

 

El Silencio

Al girar la llave de contacto, descubro en la instrumentación una información de lo más completa. Detalles como el voltaje de la batería o la traducción a millas de las distintas distancias que marca.
Después, cuando pulso el motor de arranque del 400 cc, escucho un dulce ronroneo que me sorprende, porque me llega al oído como el murmullo propio de un motor más grande, de un motor pluricilíndrico, además. Al girar el acelerador, el ronroneo se transforma en un sonido fluido que amplifica la suavidad que ya de por sí transmite todo el conjunto en su aceleración y en su conducción en general. Porque el motor del Maxsym 400i se siente con fuerza en los primeros metros, con mucha fuerza, desde luego, pero no lanza los tirones, que a veces nos llegan como coces al trasero cuando aceleramos algunos scooters en parado, con el manillar completamente girado para ir sorteando un atasco. Además de ello, el sonido del Maxsym 400i pasa inadvertido al salir de un semáforo gas a fondo para escapar de la jauría rodada que acecha al motorista en cada uno de ellos.


El Aplomo

Desde mi visión de motorista, pienso que éste es el atributo más valioso que ofrece la Maxsym 400, un atributo oculto y que, desde luego, no resulta tan comercial como una estética atractiva, por ejemplo, pero que el usuario agradecerá en cuanto pase por los primeros trances con ella.
El aplomo de la Maxsym 400 se muestra sólido como un pilar incluso en las circunstancias, extremas para cualquier scooter, a las que lo sometí. Me sorprendió especialmente en mi particular prueba de fuego.

Artículos relacionados